Reflectantes de Calor. Cómo Ahorrar un 20% de energía

panel reflectante

reflectantes de calorLlegó el Invierno

Parece mentira, que yo diga esto, pero por fin llegó el frío… y es que yo soy más de calor y veranito. Me gusta más. Pero estas temperaturas anómalas causan más mal que bien, mal que me pese.

Y por fin llegó el frío, y con él, la calefacción. Hoy mismo he estado purgando los radiadores para que funcionen a la perfección. Y con la calefacción, llega el gasto enorme que conlleva.

Y es que se calcula que la calefacción consume aproximadamente el 50% de la energía total de una vivienda.

Es un gasto muy elevado que hay que optimizar, ya que es inevitable.

Pero para eso estamos aquí, y vamos a darte un truco para reducir hasta el 20% de la energía sin esfuerzo ni gastos elevados!!

Antes de hablar de los paneles reflectantes de calor

No te olvides de otros consejos que también ayudan al ahorro:

  • No tapar los radiadores ni con cortinas ni con muebles, ya que se obstaculiza el flujo de aire.
  • Hay que purgar los radiadores al menos al comenzar la temporada de frío. En el otoño. Y si puedes, incluso varias veces en el invierno.
  • Compra un enchufe inteligente. Vamos, un temporizador horario y programa la caldera a las horas en las que estés o necesites que funcione. Este enchufe, úsalo todo el año, sobre todo si tienes un termo eléctrico. No necesitas agua caliente ni durante la noche ni cuando trabajas.
  • Si vas a hacer obras, recuerda que el aislamiento es el mejor amigo del ahorro energético, tanto en invierno como en verano. No escatimes en él.

 

Los reflectantes de calor

Los reflectantes de calor son más o menos como un parasol que tan habituados estamos a ver en los coches. Una lámina flexible, lisa o dentada con aislante y una superficie metálica.

Su función es tremendamente básica. Hacer rebotar el calor que emiten los radiadores y que no se pierda por la pared.

Pensarás que no se puede perder calor por el muro, pero si este no está bien aislado, se puede perder casi el 100% del calor que emite el radiador en su cara posterior.

Un gran porcentaje de las viviendas (casi un 90%) no tienen un correcto aislamiento térmico (aquí los datos)

Y según la OCU con este método se puede ahorrar hasta un 20% de energía. Piensa de nuevo en el parasol del coche. Hace rebotar el calor y se nota ¿verdad?

Veamos:

Una factura media de 100 euros al mes (unos 60 euros de consumo) puedes ahorrar como mínimo un 10%, es decir 6 euros al mes. Pongamos 6 meses de calefacción que resultan en 36 euros en la temporada de invierno. Vamos que ahorras el coste de los paneles como mucho en 6 meses. El doble de ahorro si éste llegase al 20% que comenta la OCU.

La instalación de los reflectantes de calor, además es muy simple y no requiere de ningún conocimiento previo ni de herramientas. Tampoco requieren de mantenimiento y su durabilidad es muy elevada.

 

Paneles reflectantes térmicos en rollo

La superficie metálica de este tipo de paneles es lisa y es muy flexible. Se venden por rollos que hay que cortar para instalar.

Son algo menos eficientes pero son los más económicos.

Paneles reflectantes térmicos dentados

La diferencia es que poseen una superficie dentada. Esta forma dentada, ayuda en la evacuación del calor a través del flujo de aire y reparten mejor el calor por la habitación.

Son más rígidos que los paneles térmicos en rollo. Se suelen vender en diferentes tamaños según el tamaño estándar del radiador y se instalan normalmente con cintas de doble cara.

Son más eficientes que los lisos, pero su precio es algo superior.

 

Productos Recomendados

Existen multitud de marcas y modelos en el mercado. Nuestras recomendaciones se basan en la calidad-precio y en la estética de los mismos. Si compras alguno de ellos, nuestra web se lleva un pequeño porcentaje por afiliación. A ti te costará lo mismo.

  • En rollo
  • En láminas

¿Qué opinas?